Inicio / Protege tu empresa / Blog / Pago seguro: ¿Cuál de estas dos empresas es la tuya?

Pago seguro: ¿Cuál de estas dos empresas es la tuya?

Publicado el 23/12/2015, por INCIBE
pago seguro

Montar una página web que permita la venta online puede parecer un proceso simple y rápido, pero son muchas las cosas que hay que tener en cuenta para poder realizar compras y ventas de una forma segura.

¿Contratamos un servicio de hosting o alojamos la web en nuestra empresa?

Por una parte es esencial proteger los servidores donde se aloja el portal web, ya que es donde los clientes introducen sus datos. En muchos casos estos datos son datos personales y están protegidos por la LOPD. La mejor medida de protección, aparte de usar contraseñas robustas es actualizar los servidores de forma continua y protegerlos mediante un firewall que controle las conexiones recibidas.

Y si tenemos este servidor contratado a través de un hosting nunca estará de más una llamada para enterarnos de si esos servidores están actualizados y si es posible debemos de establecer unos acuerdos de nivel de servicio en los que se garanticen entre otras cosas, la seguridad. También es importante que haya un único encargado de modificar la página web de manera que la contraseña del servidor no sea ampliamente conocida.

HttpS, con S de seguridad

Una vez asegurado el servidor web es importante que las páginas que aloje permitan la navegación mediante un protocolo seguro (HTTPS). Así la información viajará cifrada y no habrá forma de que los ciberdelincuentes la intercepten.

Si vamos a tener una plataforma de venta online a través de la web, ésta debe disponer de navegación HTTPS.

Sistemas de pago, sí, pero con confianza

A la hora de proteger los pagos en nuestra web, debemos establecer un canal seguro de pago con el que nuestros clientes se sientan cómodos y seguros. Existen diferentes formas de pago Online, TPV virtuales, Paypal, etc. Para decidir cuál es más conveniente para nosotros, lo mejor es consultar a una empresa especializada.

Es de Ley

Por último, no debemos olvidarnos de las leyes y normativas que nuestra tienda online está obligada a cumplir, como la LOPD y la LSSI, ya no solamente porque si no lo hacemos estamos expuestos a sanciones económicas, sino por lo verdaderamente importante: estas medidas que no exigen estas leyes nos ayudarán en la ciberseguridad de nuestra web. Estas leyes nos dicen qué debemos indicar en nuestra página, cómo protegemos los datos personales de nuestros clientes y cómo garantizamos sus derechos como consumidores.

Como veis, no son pocas cosas las que hay que tener en cuenta. En este video os contamos el caso de dos empresas. Una de ellas aplica medidas de protección para asegurar los distintos aspectos que intervienen durante una compra online. La otra no.

¿A cuál de ellas os queréis parecer?¿Cuál de ellas generará más confianza a un potencial cliente?