Si tu pyme protegida quiere estar, siempre tienes que actualizar

Publicado el 06/10/2016, por INCIBE
Si tu pyme protegida quiere estar, siempre tienes que actualizar

No «hace mucho tiempo, en una galaxia» no «muy lejana», existía un grupo de empresarios que protegían la ciberseguridad de sus empresas y por tanto también de su «galaxia»: proveedores, clientes y colaboradores. Para ello actualizaban el software instalado a las últimas versiones disponibles, protegiéndolos así de las vulnerabilidades que pudieran afectarles.

Estas vulnerabilidades no eran más que fallos o deficiencias de los programas o aplicaciones que afectaban «al equilibrio de la fuerza», y que permitían a los caballeros oscuros llevar a cabo operaciones de manera remota a un sistema o acceder a la información que contiene.

Estos empresarios mantienen actualizados y parcheados todo el software, tanto de los equipos como de los dispositivos móviles para mejorar su funcionalidad y seguridad, evitando así los peligros del «lado oscuro», como el robo de información, la pérdida de privacidad o la suplantación de identidad todos ellos causantes de graves perjuicios económicos y de imagen para la empresa.

¿Quieres unirte a ellos? ¿Quieres ser uno de ellos? A continuación te presentamos a uno de esos empresarios para que con sus conocimientos puedas sumarte a este grupo de pymes protegidas.

ACTUALIZAGIONES DE SEGURIDA. "Siempre en movimiento está el futuro.' El software que utilizamos se diseñó pensando más en su funcionalidad que en su seguridad. Durante su vida útil se descubren errores que los del Lado Oscuro aprovechan con fines delictivos. Estos errores, son como agujeros de seguridad y se denominan VULNERABILIDADES. "Ten muy presente que tu enfoque determina tu realidad.' Para evitar en Io posible que esos agujeros de seguridad sirvan de entrada a software malicioso y a ciberdelincuentes no invitados, o de salida de nuestra valiosa información, tenemos que estar atentos y aplicar tan pronto como estén disponibles las ACTUALIZACIONES de seguridad que lanzan los fabricantes. "No lo intentes. Hazlo, o no lo hagas, pero no lo intentes. TODO EL SOFTWARE que utilizas tiene que estar al día: Sistemas Operativos, también los de los dispositivos móviles. Software de servidores de correo electrónico y aplicaciones corporativas: portal web, intranet, etc. Navegadores web. Aplicaciones: de escritorio (procesador de texto, hoja de cálculo, diseño, etc.) de gestión: CRM, ERP, CMS,... Apps en dispositivos móviles. Antivirus y otros productos de segur i dad. Y si tienes servicios en la nube veri que tus proveedores actual izan toda el software. "No te concentres en tu ansiedad, que tu concentración esté aquí, como debe ser.' Todos los días aparece software que aprovecha las vulnerabilidades de otro software, son los EXPLOITS. Hay un verdadero mercado negro en el lado oscuro en el que desarrolladores poco éticos venden malware, exploits,... y mafias organizadas que los compran para su «uso y disfrute». Ya sabes: la ciberdelincuencia se ha «profesionalizado». Urge estar tan al día como sea posible: iACTUALIZATE! "Ayudarte podría, sí." Evita utilizar sistemas y aplicaciones en desuso o adhoc que no dispongan de actualizaciones. AUDITA tus aplicaciones web, tus servicios y las aplicaciones adhoc o solicita este servicio a empresas especializadas. Configura las actualizaciones AUTOMÁTICAS en los productos que dispongan de ellas. Automatiza y centraliza esta tarea en tu soporte informático. FORMA a tus empleados para que actualicen sus equipos, incluso sus dispositivos móviles. Revisa los boletines de actualizaciones y alertas de los productos que utilizas. Consulta con los fabricantes. Suscríbete a sistemas de ALERTA, por ejemplo a los avisos de seguridad de INCIBE.

«Lo ven, para vencer a un enemigo, no tienen que matarlo. Derroten la rabia que hay en él, y su enemigo no será más. La ira el verdadero enemigo es.»

Además, este empresario es consciente de la importancia de la prevención, no sólo con actualizaciones sino mediante técnicas y de concienciación y formación.

¡Únete a ellos! ¡Pon en marcha sus consejos!